Planes de salud

Nuestro planes de salud

🍓
Alan FresaLo estrictamente necesario para que tu equipo se sienta bien
Alan ManzanaLa tranquilidad de estar cubierto al 100% por una de las redes médicas más completas de España
Precios
    Blog
    |
    Cuidamos de ti

    Menstruación en el trabajo: cómo crear empresas más saludables para las mujeres

    Menstruación en el trabajo: cómo crear empresas más saludables para las mujeres
    Actualizado el
    16 junio 2023
    Actualizado el
    16 junio 2023
    Comparte este artículo
    Resumen

    El 75% de las mujeres han padecido alguna vez en su vida un periodo menstrual doloroso que les ha limitado en sus actividades diarias. Y aquellas que deciden ir a trabajar pese al dolor notan una bajada en su rendimiento que supone una pérdida para la empresa de casi 10 días de productividad por mujer al año.

    En este contexto y aprovechando la aprobación del anteproyecto de ley en el que se incluyen modificaciones a la incapacidad temporal por regla dolorosa, en este artículo nos aproximamos a cómo afecta una menstruación dolorosa a la vida laboral de las mujeres, qué pueden hacer las empresas al respecto para crear espacios más saludables y arrojamos un poco de luz sobre la nueva normativa.

    ¿Cómo afecta a las mujeres el dolor menstrual?

    El dolor menstrual, también llamado dismenorrea, consiste en un dolor intenso en la zona pélvica o en la parte baja del abdomen antes o durante la menstruación. Lo suelen padecer especialmente mujeres adolescentes y adultas jóvenes. Algunas de ellas lo experimentan únicamente en el primer día de menstruación, pero en otros casos puede sufrirse durante todo el periodo.

    Algunas de los síntomas más comunes del dolor menstrual son:

    🩸 Náuseas y vómitos.

    🩸 Dolor de cabeza.

    🩸 Diarrea.

    🩸 Mareos.

    🩸 Irritabilidad.

    🩸 Dolor extendido a la región lumbar o hacia las piernas.

    Según la Sociedad Española de Ginecología y Obstetricia, el dolor menstrual afecta a la calidad de vida de las mujeres y es una causa muy importante de absentismo laboral y escolar. Además, no solo afecta a su estado físico, sino también al psíquico y anímico.

    En una encuesta realizada en 2019, se les preguntó a las participantes qué cambiarían del entorno laboral para hacerlo más saludable durante su periodo menstrual:

    🏡 El 39,5% dijo que ofrecer la opción de trabajar desde casa.

    💪 El 32,1% indicó la posibilidad de realizar menos esfuerzo físico.

    📅 Y el 11,5% afirmó el tener un día libre y recuperarlo más tarde.

    Baja por menstruación: la nueva ley española

    En España, hace años que está reconocida la incapacidad temporal por el dolor menstrual, al igual que otras molestias y afecciones. Así se indica en el Manual de tiempos óptimos de incapacidad temporal publicado en 2017 por la Seguridad Social. 

    No obstante, el Gobierno aprobó el martes 17 de mayo un anteproyecto de ley en el que se aplican algunas modificaciones a esta incapacidad temporal por dolor menstrual.

    Según Irmina Saldaña, médica de Atención Primaria, lo peculiar de este anteproyecto de ley no es el establecer el dolor de regla como un motivo de baja (pues esto ya es algo que se contempla en nuestra legislatura), lo novedoso se encontraría en otro lugar. La doctora indica que este anteproyecto ha dado visibilidad a los dolores menstruales y es un paso importante para sensibilizar a la sociedad, a las empresas y a los profesionales sobre esta dolencia.

    ¿Por qué es pionera entonces esta futura ley? Porque lo que pretende el Gobierno con ella es que la baja por dolor menstrual presente algunas particularidades.

    Ahora, ante cualquier tipo de incapacidad temporal, la persona no cobra nada durante los tres primeros días de baja. A partir del cuarto día, cobra el 60% de su base de cotización y si supera los 21 días empieza a cobrar el 75%. 

    Por otro lado, todas las incapacidades temporales las cubre la empresa entre los días 4 y 15. Y, por último, es necesario haber cotizado al menos 180 días durante los 5 años anteriores a la baja para que puedas acogerte a ella.

    Con la nueva baja por menstruación dolorosa, estos aspectos cambiarían para las mujeres que sufren dolor de regla y, en comparación con el resto de dolencias:

    ⭕ La Seguridad Social asumiría el coste de la misma desde el principio. 

    ⭕ Desde el primer día la mujer cobraría el 100% de su sueldo.

    ⭕ Y no habría exigencia de cotización.

    España: pionera europea en la baja por dolor menstrual

    Si esta ley saliese adelante (pues por ahora es un anteproyecto y de aprobarse entraría en vigor en 2023), España sería el primer país europeo en diferenciar la baja menstrual y dotarla de características específicas.

    Italia ya intentó en 2016 hacer algo perecido con una propuesta de ley, pero nunca llegó a aprobarse. Por su parte, en Francia no hay nada escrito, pero es un debate que a día de hoy está en el aire.

    ¿Cómo pueden las empresas crear espacios respetuosos con la menstruación?

    Alrededor del 13% de las mujeres ha faltado al trabajo alguna vez en su vida por dolor menstrual y solo el 20% ha comunicado a la empresa la causa real de su ausencia.

    Dejando las cuestiones legislativas aparte, las empresas pueden poner en práctica por iniciativa propia una serie de dinámicas que hagan más saludable la vida laboral de las mujeres durante su periodo. 

    👩‍💻 Opción de teletrabajo

    No todas las mujeres necesitan o quieren cogerse una baja durante sus dolores de regla, pero sí que necesitan adaptar su entorno laboral. Ofrecer diferentes alternativas ayuda a que cada mujer pueda elegir entre la opción que más se adecue a sus necesidades. Como ya hemos visto, al 39,5% de las mujeres les gustaría tener la opción de teletrabajar en vez de asistir a la oficina durante estos días del mes.

    🏋️‍♀️ Facilitar el ejercicio físico

    Realizar ejercicio aeróbico tres o más veces por semana durante alrededor de 60 minutos ha demostrado reducir de forma significativa el dolor menstrual. Disponer de zonas de ejercicio en la oficina o facilitar el acceso a estas actividades a las mujeres a través del pago de bonos de gimnasio puede ser una muy buena forma de construir unas condiciones laborales saludables para las mujeres.

    ✅ Posibilidad de días libres recuperables

    Al igual que con la opción del teletrabajo, otra alternativa sería que las mujeres pudieran ausentarse unas horas o días al mes con la posibilidad de recuperar ese tiempo posteriormente. 

    ✍ Adaptación de las tareas

    Por último, no siempre se tiene que optar por un cambio de espacio laboral. En ocasiones puede ser suficiente para la mujer reducir el ritmo o la intensidad de su jornada para no incrementar el dolor y poder lidiar con él.

    Ejemplos reales

    Antes de que este anteproyecto de ley saliera a la luz, algunas empresas y organismos tanto nacionales como extranjeros ya habían puesto en marcha una serie de condiciones en el trabajo para adaptar las dinámicas a los dolores menstruales. Puede que encuentres inspiración en ellos para empezar a incluir cambios en tu negocio.

    Por ejemplo, en el Ayuntamiento de Girona las trabajadoras tienen derecho a un permiso menstrual si durante la regla se encuentran mal. Se les permite ausentarse del trabajo un máximo de ocho horas al mes, recuperables en un máximo de 3 meses, sin necesidad de presentar baja médica. Esta medida convirtió al Ayuntamiento de Girona en una de las primeras instituciones del Estado en regular de forma específica esta dolencia.

    La empresa inglesa Coexist creó una nueva normativa llamada “Política sobre el periodo” mediante la que permitía a las mujeres flexibilizar sus horarios según sus ciclos menstruales. Es decir, pueden adaptar sus horarios a sus necesidades durante los días de regla. Muchas mujeres “se sienten culpables e incluso avergonzadas por tomarse tiempo libre, se sientan en silencio en sus escritorios sin querer reconocer lo que les pasa. Por eso tratamos de romper ese tabú”, afirmó Bex Baxter, directora de Coexist.

    Cyclo, la primera marca de menstruación sostenible, también da la posibilidad a sus trabajadoras de que se cojan una baja menstrual adaptada a sus necesidades. Por ello, permiten cogerse el día libre, teletrabajar, reducir su jornada e incluso trabajar desde el sofá de la oficina. 

    La menstruación dolorosa afecta a muchas mujeres y las limita tanto en su vida personal como laboral. Como empresa, hay muchas cosas que están en nuestra mano hacer para poder crear un entorno respetuoso en el que cada vez más mujeres se sientan agusto y entendidas.

    Publicado en 24/05/2022

    Sobre el mismo tema

    Lo que pasa en el trabajo se queda en el trabajo: una guía para ayudarte a desconectar
    Lo que pasa en el trabajo se queda en el trabajo: una guía para ayudarte a desconectar
    Dic 13, 2023

    Sigue leyendo

    Descubre Alan

    Cuidamos de ti

    La salud del mañana

    Así es el sistema de salud

    Alan, tu partner de salud